fbpx
Un arcoirís que termina en una nube que suelta lagrimas junto a una niña sentada en otra nube que pasa el basro por entre las lagrimas y debajo de todo el texto "el derecho a la tristeza" escrito en dos líneas

Poesía sin títulos: Reivindico mi derecho a la tristeza,

En este último jueves de noviembre Alberto Morate nos trae una reivindicación en forma de poema.

Reivindico mi derecho a la tristeza,

Reivindico mi derecho a la tristeza,
reclamo mi derecho a un amor entregado,
solicito el perdón de mi pasado,
pido transparencia en las miradas,
pretendo la justicia sin más trampas,
exijo un sentimiento no contaminado,
demando una tierra sin milagros,
conmino a escuchar y ser escuchado,
apremio a tomar iniciativas,
requiero la atención a la poesía,
y concluyo,
que siempre queda una esperanza.

Por Alberto Morate

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

0

Tu carrito

A %d blogueros les gusta esto: