la palabra poeta en azul sobre un fondo blanco

Poesía sin títulos: Poeta, cinco letras

Hoy Alberto Morate nos trae un poema sobre los poetas y la poesía, de que es ser un Poeta. Disfrutemos de la rosa antes de que se marchite convertida en versos.

Poeta, cinco letras

Los poemas se entrecruzan
desde siempre, 
siempre con las mismas palabras 
y los mismos retruécanos
y metáforas.
Sobrepasan fronteras de escritura
y llegan a horizontes
de abrazos y de identidades quietas.
Buscan la noche 
con la luz del te quiero 
y el frío de la distancia perpetua.
Es un milagro 
Cada vez que un verso nuevo
consigue ser infinito 
sin tiempos que le recuerden su paso por el tiempo. 
No sé resigna el poeta
a hablar con eclipses ni elipsis, ni con nieblas.
Busca de nuevo en tus ojos, en tus manos,
beberse el misterio del mar
y la sencillez de la hoja del árbol 
que todos pisan en la acera.
El poeta es libre
de ternura, de desolación, 
de decir hoy
y mañana desdecirse,
de crear ilusiones 
sabiendo que no son ciertas.
No siente la soledad
porque nota cuando lo leen
que, aunque las sombras acechan,
no hay adioses
ni falsas estrellas. 
Se identifica 
con el roce tan sólo
de una propuesta.
No le importa la muerte
ni la memoria, 
busca secretos,
necesita citas a ciegas.
Ser poeta como Ángel González, 
como Ovidio, como Lorca,
como Gloria, como mi vecina,
sin que nadie lo sepa, es 
no tener respuestas,
es asombrarse ante la desnuda luna
que prefiere bañarse en el mar
sin que nadie la vea.
En realidad, 
poeta,
son solo
cinco letras.

Por Alberto Morate

Un comentario en «Poesía sin títulos: Poeta, cinco letras»

sonsolesmarope

Bello, sublime, inmarcesible

15 octubre, 2020 a las 11:42 am

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

0

Tu carrito

A %d blogueros les gusta esto: